¿Cómo mejorar el aspecto del rostro mediante tratamientos de radiofrecuencia?

¿Cómo mejorar el aspecto del rostro mediante tratamientos de radiofrecuencia?

Son muchos los diferentes tratamientos que existen en el mercado para desaparecer las molestas e incómodas señales del paso de los años que aparecen en nuestro rostro, desde inyecciones de botox, limpiezas de cutis, ácido hialurónico o hasta someterse a cirugía. Sin embargo, quizá ninguno de estos sea tan eficiente como la radiofrecuencia.

Este procedimiento indoloro, rápido e inmediato es una de las nuevas formas de mantener la belleza de nuestra piel, olvídate de una vez por todas de las arrugas y la flacidez. La radiofrecuencia facial ha pasado en muy poco tiempo a ser uno de los tratamientos más efectivos para “rejuvenecer” las células de nuestra piel, ocasionando un aspecto mucho más natural y por supuesto, joven.

La radiofrecuencia se ha convertido en uno de los procedimientos más utilizados por las celebridades, por ejemplo usando el producto DermaWand, antes de presentarse en eventos importantes, así como por las futuras novias que desean estar relucientes en su día.

Su efectividad y seguridad le ha hecho ser considerado, por muchas personas, entre ellas profesionales en el tema, como el lifting del siglo XXI o como la nueva forma de realizar un lifting sin necesidad de recurrir a una cirugía.

¿Cómo es el procedimiento?

Es bastante simple y rápido cómo te hemos comentado, el primer paso es una limpieza de cutis, con esto se logra eliminar por completo cualquier contaminante que pueda llegar a tener nuestra piel, ya sea pequeños restos de maquillaje, suciedad, células muertas, etc.

Una vez realizado esto, con un rotulador quirúrgico, se delimitan aquellas zonas que se desean tratar, para luego ser aplicado un gel conductor, el cual permitirá el trabajo de la radiofrecuencia.

Finalmente, se coloca el dispositivo sobre nuestro rostro, y una vez se alcance la temperatura previamente determinada por un examen sobre la piel, se comienza a desplazar el pequeño dispositivo por toda la cara, pasando por cada una de las zonas que fueron previamente marcadas.

Es normal sentir un ligero picor  o una molestia, pero en ningún momento una sensación de dolor, pues este tratamiento es completamente libre de dolor.

Una recomendación antes de llevar a cabo este procedimiento, es estar muy bien hidratado antes de realizarlo, de esta forma, según especialistas, los resultados serán más notorios.

Beneficios de la Radiofrecuencia

Este es un proceso sumamente rápido, con 4 o 5 sesiones en 3 semanas, aproximadamente, aunque esto puede variar un poco por parte de cada persona, lo que no variará son los increíbles cambios que lograrás.

  • El beneficio principal por el que las personas recurren a este procedimiento es para obtener una piel tonificada y luminosa.
  • Obtendrás un efecto de lifting en el cuello y la cara sin tener que pasar por una cirugía.
  • Olvídate por completo de la flacidez y de la arrugas, para decirle hola a una piel más suave.
  • La apariencia de cansancio por parte de las ojeras y las bolsas desaparecerá.
  • Más elasticidad en la piel, una producción mayor de colágeno, arrugas de expresión alisadas.

Como notarás, los beneficios que se pueden obtener por un procedimiento no invasivo, sencillo, rápido, y lo mejor de todo, sin dolor alguno, son muy altos, por lo que sin dudas es algo que deberíamos probar.

¿Cómo sé si soy candidata a la radiofrecuencia?

Es muy simple, por lo general se recomienda realizarlo en personas  mayores a los 30 años, entonces bien, si tienes esta edad, y tu piel está flácida, poseen surcos o arrugas no tan profundas pero sí notorias, o por otro lado cuentas con un descolgamiento de la piel, etc.

Finalmente, si posees las mayorías de estas condiciones, y deseas mejorarlas de una forma rápida e indolora, sin lugar a dudas puedes recibir un tratamiento por radiofrecuencia.

Ventajas

  • Precio: aunque esto puede variar de clínica a clínica, por lo general el precio no es muy alto, sobre todo comparándolo con el de precio de los procedimientos que tienen la misma finalidad.
  • Resultados inmediatos: aunque el verdadero cambio lo verás de 3 a 4 meses luego del inicio del procedimiento, también es verdad que los primeros efectos pueden ser notados luego de la primera sesión.
  • Efectos secundarios nulos: cuando el procedimiento se realiza correctamente, no existen efectos secundarios como enrojecimiento o debilidad capilar.
  • Indoloro: una de sus mayores ventajas, es la ausencia de dolor, no como los demás procedimientos que pueden ser mucho más molestos y algunos, bastante dolorosos.
  • Rehabilitación: no tendrás que ausentarte del trabajo o de tu vida cotidiana, pues el periodo de recuperación es casi nulo.